miércoles, 24 de marzo de 2010

Lágrima y nube



Ella es gota de miel en el desayuno
y pizca de sal que realza el bien,
universo que alcanza el equilibrio
en su pequeño mundo
de mujer.

Ella es mirada de avellanas
fuerza de acero que extiende el mantel.
Trepa en el día escaleras
que baja en el gris de la tarde
y nada contra la corriente
sin hacer pie.

Ella es voz de sirena encerrada en caracolas
y manos de anarquía y fe.
Ella escribe reencuentros
que no se cruzan siquiera
en la mesa de un bar oscuro
para tomar café.

Pero ella es lágrima
y nube que vuelve a llover
y sol que vuelve a brillar;
ella es círculo de vida
y poesía tallada en piedra
con un cincel.

5 comentarios:

  1. Ella es? uff fuerte, enorme, siempre tus entrelíneas son mortales.
    Besines amor.

    ResponderEliminar
  2. Sensibilidad y fortaleza a extremos... esa es la osamenta...

    buen poema.


    con cariño, esencia

    ResponderEliminar
  3. Me impacta tu fuerza al escribir. Descubrirte fue un hallazgo y ya me considero habitué de tu blog.
    Eduardo

    ResponderEliminar
  4. Este está totalmente bello, felicidades.

    ResponderEliminar
  5. *** Ro, "ella es" con toda la fuerza que eso implica. TE AMO AMIGA. Así, con mayúsculas y luces de neón.

    *** Esencia, qué lujo esas palabras. La letal mezcla descubriste. Gracias por estar.

    *** Eduardo, las puertas abiertas de este blog a quienes leen todo el pentagrama. Saludos.

    *** Lazarus, gracias por venir a visitarme.

    A todos, por leer, por dejar huellas, por estar, gracias y mi cariño.

    ResponderEliminar